Síguenos en RRSS

siguenos en Twitter sígueme en Instagram Canal de youtube siguenos en facebook siguenos en Google+

Translate

Purnima: Bollywood en Madrid

 Comida auténtica en un escenario ideal

Purnima es un restaurante hindú en la calle Goya de Madrid que es más grande lo que parece. Dos plantas y una terraza dan cabida a los mejores sabores de la cocina de la India. Aparte del pollo, el cordero y los langostinos con coco, curry, especias...destacan las samosas de cordero y, sobre todo, el naan (pan) de frutos secos, ya que, como si fueras un conejito duracell, tiene algo que hace que comas, comas y comas...mientras puedas. Dentro de unas semanas su propietario, Deluar, tiene previsto abrir otro local más 'de autor' que se llamará Bangalore.
Colores, sabores...locura para lo sentidos, eso es lo que representa el restaurante hindú Purnima de Madrid. Ya, antes de entrar, se adivinan desde la calle los farolillos de colores, las telas en el techo, la parafernalia India que, lejos de molestar, nos sitúa en el ambiente en el que nos vamos a mover.

El restaurante cuenta con un menú degustación -para los que no están muy duchos en la cocina hindú- por 30 euros que contiene alguno de los mejores entrantes como la onion bhaji o cebolla rebozada con harina de garbanzo, los cheese rollos - crujientes rollitos de queso con especias-, pero sobre todo sus famosas samosas (empanadillas) vegetales y de cordero, ambas riquísimas, pero más sabrosas las de cordero, y sin gota de grasa, lo cuál es de agradecer.
En Purnima, cuyo hermano mayor será en pocas semanas Bangalore (nuevo restaurante, con más cocina de autor, del mismo propietario en Diego de León), puedes comenzar por probar una de las marcas de cerveza hindú: Cobra -más suave- o Kingfisher- un poco más potente dentro de lo que cabe-. A nosotros nos gustó más la segunda, por razones obvias.
Otro de los entrantes -y principal pescado, en este caso marisco- típico de los restaurantes indios son los langostinos y las gambas. Uno de ellas, las prawn puri que no son sino gambas cocidas con especias suaves y servidas con pan crujiente están realmente ricas y van acompañadas de pan de lentejas que acompaña y diversas salsas que completan esta explosión de sabores.
Pero, permitidnos que hagamos un pequeño 'break' para hablaros del asunto del pan en este restaurante. Cuando viajas a la India, y nosotros hemos estado allí, te das cuenta de la importancia que tiene este alimento 'de pobres' en el país. Muchos de los niños que vagan por las calles piden naan (pan) a los turistas y uno hace lo que puede por atender lo imposible, a pesar de la insistencia a veces agobiante de unos niños que no tienen nada.
samosas, rollitos...entrantes

Y aunque sea a otro nivel y en un estrato distinto, en Purnima el pan tiene tanta importancia que es un plato en si mismo. De hecho, tiene apartado propio en carta y se llama Tandoori nan. Los hacen de forma natural (plain nan), con ajo (garlic), con queso (cheese), con cebolla (onion), con mantequilla, con carne picada, pero, sobre todo, con frutos secos. Madre mía !!!! hubiéramos estado comiendo este pan toda la noche sin parar. Adictivo como nunca habíamos probado, es tan espectacular que solo por eso ya merece la pena visitar este restaurante. 
Pollo tikka masala

Las especialidades o tandoori se completan con los platos a base de carnes de pollo y cordero y langostinos. El pollo macerado con yogurt, jenjibre, ajo y asado al horno (chiken tandoori), es una maravilla  y el tikka masala, a base de curry (que ponen con el picante que desees) y especias preparadas al estilo punjabi, también tiene un sabor tan auténtico como sabroso.
langostinos

También puedes elegir cordero con tomates frescos, pimientos verdes, ajo, comino, cilantro y salsa especial balti y, desde luego, los langostinos con hierbas y especias cocinadas al horno, que fue lo que nosotros tomamos y que tenían la textura, sabor y picante precisos. De hecho, dudamos en si nos gustó más el pollo o los langostinos y, al final, lo dejamos en un empate técnico, pero con notable alto.
Envueltos en el ambiente hindú, no podia faltar el acompañamiento de un buen arroz basmati (biriyani) que también cuenta con personalidad propia en carta, como sucede con las ensaladas.
el maravilloso pan

helado de frutos secos
Así que envueltos en este Bollywwod gastronómico, nos dirigimos danzando hasta los postres en el que tienen mucha importancia los frutos secos, una vez mas, como sucede con el kulfi que es un helado indú a base de estos productos (muy interesante) o el helado de mango. Amantes de los dulces como son por aquéllas tierras, puedes optar por las gulabjam o bolitas de leche frita, el pudding de arroz a base de leche, coco, arroz basmati y azúcar o por la tarta de zanahoria, perfecta en dulzor y textura, que se elabora con canela, matequilla, jenjibre y crema de queso: muy rica, rica, rica.
En definitiva, un restaurante al que debes ir si quieres probar comida hindú auténtica y en un ambiente de Bollywood total. Aparte de la amabilidad del servicio y su precisión al explicar los platos y orden en que se recomienda tomar las salsas, con especial atención a las más picantes, en Purnima destacan los colores, sabores...puesta en escena. Así comenzamos y así finalizamos. Recomendable sin discusión.
Purnima. C7 Goya 110. madrid. telf. 910709610. www.purnima.es